Si viste la película notaste que todo el vestuario esta realmente pensado para que lo veas y sea el tercer protagonista de esta maravillosa historia.

La música, los actores y el vestuario son sin duda los protagonistas de esta historia tan real pero a la vez mágica, con un pie en lo clásico y romántico; y otro en lo moderno y dramático como pasa en la actualidad.

Los colores primarios son plenos, brillantes, casi con ausencia de estampas y están ahí para que no distraigan tu atención de la música, las letras de las canciones, las coreografías y todo el escenario. Pero están a la vez con una fuerte presencia para que pongas atención en todo lo que te nombre antes. Un vestuario perfectamente logrado con prendas clásicas, sandalias de taco fino (viva la elegancia y que todas puedan copiar esto) y zapatos de baile.

Mary Zophres fue la encargada de idear los looks de los actores y luego de reunirse con el Director de la película para entender lo que estaba creando, se inclinó por siluetas clásicas y modernas. Una de las ventajas que tuvo esta diseñadora de vestuario es que anteriormente ha trabajado con los protagonistas y entiende a la perfección que es más adecuado para cada uno.

Para Emma Stone diseñó en su mayoría vestidos escotados, con telas frescas y con mucho vuelo. Siluetas super femeninas, sexy pero no vulgar, sugerentes sí pero bien lady. Colores que combinaban o hacían resaltar sus ojos, su cabello y hasta con los de la propia escena.

Para Ryan Gosling se situó en prendas retro, al comienzo es como estar viendo una película de otra época y es porque su personaje transmite eso. Mantener lo tradicional, la música de antes, un fanático del jazz sin los arreglos del modernismo.

Los zapatos de baile combinan entre la pareja y muestran esa conexión desde el comienzo.

Pero como les digo, el vestuario está muy bien logrado porque hay un equipo que trabajó en conjunto. Comenzando con el Director quién expresó su idea, sus inspiraciones y compartió como serían las tomas con todo su equipo para que puedan tomar su papel en la escena y elaborar  su parte de producción. Hasta la diseñadora de escenario para combinar looks, cortinas, accesorios de otros protagonistas y utilería. ¿Mágico? No precisamente. Es lo que parece cuando vemos una escena brillante, pero ahí lo que hay es un trabajo en equipo.

Miren los colores de las butacas, el piso y todo en esta escena que está perfectamente combinado con los looks de ellos. 

Estos son algunos bocetos de la diseñadora que prefirió los escotes Halter, Reina Ana, Cuadrado, mientras que para él fueron looks más clásicos, sobrios y masculinos. En el transcurso de la película se puede ver como el look de Ryan (Sebastián) va de la mano con su música; El Jazz clásico y el moderno.

 

 

Espero que les haya gustado este post que tuve ganas de hacer desde los 2 minutos de empezada la película. No pude detenerme en una sola cuestión y puse atención en cada detalle del estilismo de La La Land. La vería unas cuantas veces más para seguir hilando fino cada detalle, ahora…a esperar hasta los Oscars!!!

¡Besos y buena semana!

8

Artículos Relacionados

1 Comentario

Responder

Me encanto el vestuario completo aunque no tuve la oportunidad de ver la peli todavia!
Necesito ponerme las pilas YA jaja buen finde <3

http://www.pamelayaquelin.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *